domingo, 4 de octubre de 2009

Croac!

Heket o Eqet era el nombre de una de las deidades benéficas mencionadas en los Textos de las Pirámides del Antiguo Egipto. Su culto se data ya en las primeras dinastías. Era considerada hija de Ra y la esposa de Shu Es y cada mañana asistía al nacimiento del Sol.
Fue considerada también una de las diosas de las embarazadas, llamada "La que hace respirar", pues daba el soplo de vida al recién nacido, colocándole el anj ante la nariz.
Por ayudar en la resurrección de Osiris, también se la consideraba ayudante de los difuntos en su renacimiento. En su amuletos figuraba la frase "soy la resurrección"
Ahora os estaréis preguntando a cuento de qué viene esto, ¿este no era un blog de naturaleza?
Pues bien, hay unas cuantas razones por las que esta entrada me pareció apropiada. Algunos ya sabréis que esta semana murió mi pc y al formatarle el disco duro me perdieron muchísima información y fotos. De hecho perdí todas las fotos del último año y medio y mucho material que tenía para poner en este blog :-(
La vida sigue, no hay más remedio, e intentaré que a pesar de la debacle el blog también.
Y que mejor forma de hacerlo que con un símbolo de la resurreción. Porque sí, da la casualidad de que Heket era representada como una rana, o como una mujer con cabeza de rana.


Hoy al volver a casa me he encontrado con esta ranita. Era muy pequeñita y estaba en medio de la acera. Un hábitat un poco raro para una rana.


Como estaba en grave riesgo de ser aplastada y la dirección que llevaba no presagiaba nada bueno no dude en cogerla y llevarla a un sitio más seguro. El río estaba a unos 100 m y hasta allí la llevé.


Be free!

Espero que ahora sus instintos la lleven a un lugar más apropiado :-)
Sobre su identificación dudo un poco, si alguien es capaz de identificarla o aportar alguna idea le rogaría que dejara un comentario. Ese color verde y el comportamiento tan raro me desconcierta pero creo que puede ser una rana patilarga (Rana iberica), porque me parece que son las que tienen menor tamaño del género y es un endemismo de la Península especialmente abundante en Galicia. En este caso se trataría probablemente de un macho ya que las hembras son un poquito mayores.
El dorso normalmente es pardo pero puede variar muchísimo tanto en tonalidades como en patrones de manchas así que no es un buen caracter para la identificación.
En R. iberica del morro se extienden hacia atrás dos manchas muy oscuras, en ocasiones negras, que se van ensanchando, pasan por el ojo y continúan hacia atrás hasta cubrir el tímpano, limitadas por abajo por una línea clara, bien marcada. Esto es así en la de la foto pero lo mismo ocurre en otras especies de ranas.
En los costados son frecuentes las manchas negras, y en las patas bandas oscuras. El calificativo de patilarga se debe a la longitud de sus patas traseras que sobrepasan el morro al doblarlas hacia delante (esta es una prueba identificativa que se suele hacer pero que en esta ocasión no hice)
El vientre es claro, casi blanco, que en muchas ocasiones puede presentar manchas oscuras, principalmente en la garganta. Los ojos son grandes y salientes; el iris puede ser rojizo o dorado, con reflejos metálicos; la pupila es horizontal como corresponde a las ranas. Hasta aquí todo parece coincidir.
Aunque ésta estaba en la acera en medio del pueblo, en caso de que sea la especie descrita su hábitat natural está en orillas de ríos, regatos, etc. y también en prados húmedos. Es una rana de montaña que puede llegar hasta los 2000 m de altitud.
Son activas tanto de día como de noche, siempre dependiendo de las condiciones ambientales (de día aparecen con tiempo húmedo pero su actividad es mucho menor que de noche aunque los individuos juveniles son algo más diurnos)
Se alimentan principalmente de arañas e insectos. El periodo de celo es variable, y muy amplio. El mas habitual es desde finales de noviembre hasta marzo.
La puesta consta de entre 100 y 450 huevos, agrupados en masas globosas que se van al fondo o bien se quedan entre plantas. Los huevos son de color oscuro, de unos 3 milímetros de diámetro. Los renacuajos pardo-grisáceos, generalmente con manchas claras en cola y dorso. La metamorfosis se completa a los 3 meses.
No está considerada como especialmente amenazada pero visto el declive que están sufriendo los anfibios en general no debería descuidarse su protección. Por supuesto que su captura está prohibida. Ésta al menos vivirá un poco más. Pueden vivir hasta 9 años y la madurez sexual la alcanzan a los 2, ojalá tenga una larga vida.

Espero que os gustara la historia, especialmente a Granota jejeje

4 comentarios:

ONA dijo...

Qué linda es! tan chiquita...

la granota dijo...

:)

muac!

El salvador de las granotas!!

Pep dijo...

... una Granotita! ...

saluz

Perséfone dijo...

Pobre... se la ve tan indefensa.

Tuviste un bonito gesto poniéndola a salvo, creo que pocos lo habrían hecho.

No sé por qué la gente les tiene tanto asco, con lo graciosas que son.